Sección » Diplomacia Ciudadana

Diplomacia Ciudadana

La diplomacia ciudadana en América Latina y el Caribe

La diplomacia ciudadana se fundamenta en la democracia deliberativa[1] y puede ser entendida a través de distintas acciones que buscan cambios tanto en las personas como en las instituciones en el marco de conflictos o tensiones emergentes. Algunas de las acciones se han dado en llamar: diplomacia de Track 1½ que se refiere a intervenciones con ex decisores públicos o con lideres religiosos que actúan como enlace generando colaboración “no oficial” con la diplomacia oficial sobre temas de interés público. La  diplomacia de Track Two que se refiere a procesos con actores no oficiales  y se fundamenta en involucrar lideres de opinión, ciudadanos influyentes y/o académicos de las comunidades en conflicto para diseñar los pasos a implementar en el ámbito público para cambiar percepciones y estereotipos, creando así la sensación que la paz es posible[2]. Y la diplomacia Track Three donde “terceras partes” trabajan de forma “no oficial” con las sociedad para encontrar formas de promover la paz en contextos de conflicto violento, apunta a reestablecer lazos de reconciliación en sociedades divididas.

 

Algunos de los beneficios comprobados[3] de este tipo de procesos se refiere fundamentalmente a que   abre canales de comunicación, mejora la calidad de la comunicación a través de establecer  reglas de procedimiento, estructuras de participación, etc., y genera así mayor confianza y un cambio en las percepciones preexistentes, contribuyendo a la superación de conflictos y tensiones y a la eventual prevención de su escalada hacia conflictos armados o violentos.

Objetivo General

El área de diplomacia ciudadana de CRIES se fundamenta en ésta concepción de diplomacia ciudadana que se aplica por las redes y organizaciones de la sociedad civil en América Latina y el Caribe,  y que tiene por objetivo general:

 

“Combinar tanto la búsqueda “no-oficial” de canales de diálogo y/o de transformación de conflictos entre grupos o países en confrontación, como la acción sostenida en los ámbitos multilaterales,  tanto regionales como globales, para promover una agenda de cambio en torno a la construcción de la paz y a la prevención de la violencia”[4].

Objetivos Específicos

  • Fortalecer las capacidades  de actores sociales, gubernamentales, miembros de organismos multilaterales, para conocer y comprender los marcos teóricos que fundamentan este enfoque a través de talleres de capacitación en dialogo, eventos académicos, conferencias, etc.
  • Gestionar conocimiento sobre experiencias prácticas en América latina y el Caribe que reflejen la evolución del concepto en la región
  • Desarrollar procesos de dialogo político de “ y/o Second Track” en conflictos arraigados en la región.
  • Incidir en la agenda de organismos multilaterales y de cooperación  para promover la inserción de temas vinculados a la prevención de la violencia en la agenda global, la apertura de procesos de consulta y fomentar el acceso a información a la ciudadanía en temas de construcción de paz

Programas en curso.

 

En la actualidad, el área de diplomacia ciudadana de CRIES se conforma en base a dos programas.

El primero, focalizado en la incidencia en el marco de los organismos inter-gubernamentales  regionales y subregionales, apunta a promover e incorporar las posiciones de la sociedad civil en la agenda regional, desde la perspectiva de la prevención de conflictos y la construcción de la paz[5]. Este programa desarrolla actividades conjuntas con organizaciones como la Organización de Estados Americanos (OEA); el Sistema de Integración Centroamericano (SICA) y la Unión de Naciones Sudamericanas (UNASUR), con el propósito de incorporar nuevos temas en la agenda regional, desarrollar capacidades conjuntas para la acción preventiva frente a conflictos de diversa naturaleza en la región, y sensibilizar a los decisores políticos y a la opinión pública en general en torno a los temas de prevención de conflictos y de construcción de la paz. Este programa esta vinculado a las actividades de la Plataforma Latinoamericana y Caribeña de Prevención de Conflictos y de Construcción de la Paz (PLACPaz), coordinado por CRIES, en el marco de las actividades de incidencia del Global Partnership for the Prevention of Armed Conflict (GPPAC).

El segundo, apunta a promover, a través de la acción de organizaciones ciudadanas y de instituciones académicas, el diálogo entre estados o comunidades en conflicto. En este marco, desde el año 2009, se desarrollan regularmente los talleres TACE, bajo la convocatoria, organización y facilitación de CRIES. Asimismo, en el marco de este programa, se busca capacitar a diversos sectores en desarrollar mecanismos de diálogo y mediación, tanto a nivel regional como doméstico. A nivel comunitario, en la actualidad, se desarrolla una iniciativa de diplomacia ciudadana en la comunidad Monte María, en Guatemala.

 


[1] Ver Elster, Jon (2001) La democracia deliberativa, Barcelona:  Gedisa.[2] Definición adaptada de Harold Saunders y Edy Kaufman.

[3] ver http://www.sustaineddialogue.org/iisd.htm y http://www.cidcm.umd.edu

[4] ver Serbin, A. “La diplomacia ciudadana en América Latina y el Caribe: una actualización”, enero 2010.

[5] El Foro de Diplomacia Ciudadana reunido en México en febrero del 2002, definió, en este sentido, de una manera muy precisa este concepto en una perspectiva regional como “el conjunto de esfuerzos, tanto de cabildeo como de negociación como de denuncia y de movilización, dirigidos a incidir en ciertas instancias de gobierno y en los organismos multilaterales” por parte de las organizaciones de la sociedad civil, en función de un esfuerzo por democratizar las relaciones internacionales y los foros multilaterales.

Publicaciones

Notas de Prensa

Actividades

Documentos

Comments are closed.